Taylor Swift y Kim Kardashian, entre las 10 celebridades que más contaminan con sus jets privados

Luego de un estudio realizado por Yard se dio a conocer la lista de las diez celebridades que han producido más emisiones de dióxido de carbono (CO2) por sus viajes en jet privado. Los datos se recaban tras analizar más de 1500 vuelos realizados desde inicios de este 2022 a la fecha. Siendo la cantante Taylor Swift la que ocupa el primer lugar.

Luego de un estudio realizado por Yard se dio a conocer la lista de las diez celebridades que han producido más emisiones de dióxido de carbono (CO2) por sus viajes en jet privado. Los datos se recaban tras analizar más de 1500 vuelos realizados desde inicios de este 2022 a la fecha. Siendo la cantante Taylor Swift la que ocupa el primer lugar.

Gabriel Boric, nuevo presidente de Chile, fanático de Shakira, Diego Maradona, Indio Solari y Taylor Swift

Fan de Shakira, Taylor Swift, Dragon Ball y Maradona: así es Gabriel Boric, el presidente millennial de Chile

Según Yard, los famosos que han analizado han emitido este año una media de 3.376 toneladas de CO2 con sus aviones privados, lo que se traduce en unas 482,37 toneladas más de lo que emite una sola persona en un vuelo comercial (unas siete toneladas aproximadamente). Y la duración media de sus vuelos ha sido de 71,77 minutos

La artista estadounidense habría realizado este año 170 vuelos y ha acumulado 22.923 minutos en el aire, es decir, 15,9 días, según datos que Yard ha obtenido de CelebJets, la cuenta que rastrea los movimientos de los aviones de los famosos. Según el informe, las emisiones del aparato de Swift ascienden a 8.293 toneladas. Su vuelo más corto fue de 36 minutos, de Missouri a Nashville. Yard señaló que el objetivo de su informe es poner el foco en el impacto medioambiental “desproporcionado” que tiene el uso de estos transportes privados.

El representante de Taylor Swift, de hecho, aseguróque la artista presta su avión con asiduidad a otras personas y que atribuirle a ella todos esos trayectos es “a todas luces incorrecto”.

EN EL TOP 10 SE ENCUENTRAN LAS SIGUIENTES CELEBRIDADES

1. Taylor Swift

La famosa cantante pop se ha convertido en noticia por aparecer en la lista como la celebridad mayor contaminante de todos. Con una media de casi 16 días en el aire, ha acumulado más de 8.200 toneladas de CO2 en vuelos privados. Representantes de la cantante han justificado esta cifra alegando que el jet “se presta regularmente a otras personas”, por lo que culparla a ella sola de las emisiones es “flagrantemente incorrecto”.

2. Floyd Mayweather

El boxeador ganó la medalla de planta en cuanto contaminación aérea. Con una media de 25 vuelos por mes, el deportista ha acumulado casi 7.080 toneladas de CO2.

3. Jay-Z

El famoso rapero y productor ocupa el tercer puesto con una media de 136 vuelos en lo que va de año y casi 7.000 toneladas de CO2 emitidas con su jet privado.

4. Alex Rodríguez

El ex jugador de béisbol profesional ha tomado 106 vuelos con su jet privado, acumulando 5.342 toneladas de CO2.

5. Blake Shelton

El cantante country estadounidense ha realizado 111 vuelos en lo que va de año, acumulando casi 4.500 toneladas de CO2.

6. Steven Spielberg

El famoso director estadounidense es el que mayor tiempo ha estado en el aire en un solo vuelo (1h y 47 min), haciendo una media de 61 vuelos en lo que va de año.

7. Kim Kardashian

La hermana más popular de la familia Kardashian ha tomado unos 57 vuelos durante el 2022 y acumulado casi 4.270 toneladas de CO2. Lo más llamativo de la empresaria es el corto periodo de tiempo que pasa en cada uno, siendo el más breve un vuelo de 23 minutos a California.

8. Mark Wahlberg

El actor suele compartir fotos de sus vuelos en jet privado por las redes. Este año ha tomado unos 101 en total.

9. Oprah Winfrey

La famosa periodista y presentadora de televisión ha acumulado cerca de 3.500 toneladas de CO2 en los 68 vuelos que ha tomado en lo que va de año.

10. Travis Scott

El rapero Travis Scott se ha hecho viral recientemente por una publicación de su pareja, Kylie Jenner, en la que parecen decidir qué jet privado usar (si el suyo o el de ella) para un vuelo de 12 minutos. Scott ha estado en el aire una media de seis días, siendo su vuelo más corto un trayecto que serían unos 10 minutos en coche.