Lo indemnizaron por «aburrirse» en el trabajo

Lo indemnizaron por «aburrirse» en el trabajo

El Tribunal de Apelación de París reconoció por primera vez en Francia el síndrome de «boreout» como una forma de acoso laboral y condenó a una empresa de perfumería a pagar 57.000 dólares a uno de sus ex empleados.

A diferencia del síndrome de «burnout» (agotamiento), que se da en aquellos trabajadores con un gran estado de ansiedad y estrés emocional debido a la sobrecarga de tareas, el «boreout» (aburrimiento) se refiere a una fatiga intensa causada por la falta de tareas que hacer. Provoca desinterés, insatisfacción y frustración que pueden conducir a la depresión y deteriorar la salud.

Hace seis años, un empleado de Interparfums, que elabora fragancias de lujo, sufrió un ataque de epilepsia mientras conducía. El hombre estuvo de baja médica por seis meses y fue despedido por sus ausencias durante un período prolongado.

Sin embargo, según el empleado, fueron las condiciones de trabajo las que habían causado su enfermedad, argumentando que recibía cada vez menos tareas o tareas menores que no coincidían con su cualificación, lo cual provocó que se sintiera marginado y sufriera una depresión. El Tribunal Laboral de París consideró que era posible presumir que aquella situación era un caso de «acoso psicológico» que había llevado a un deterioro de la «salud física y mental» del empleado. La nueva sentencia de la Corte de Apelación confirma el reconocimiento oficial del síndrome de «boreout» por parte de la Justicia francesa.