Día del Vino Argentino: por qué se celebra cada 24 de noviembre

Cada 24 de noviembre se celebra el Día del Vino Argentino ya que en el 2013 se declaró al vino como la bebida nacional.

Cada 24 de noviembre se celebra en la Argentina el Día del Vino Argentino, ya que en esa fecha de 2010 se firmó el decreto presidencial que declaró al vino como la bebida nacional, lo cual fue ratificado en una ley votada en 2013 por unanimidad en el Congreso. Con esta fecha se busca difundir las características culturales que implica la producción, elaboración y consumo del vino y sus tradiciones. Argentina es el único país vitinícola en el mundo que declaró a su vino como bebida nacional.

Si bien en 2010 tuvo su primer reconocimiento gracias al decreto presidencial, tres años más tarde, una ley aprobada por unanimidad en el Congreso promueve y busca revalorizar el producto que es reconocido a nivel mundial y que no puede faltar en la mesa de los argentinos. Según informaron, la cepa más representativa es el Malbec, que encabeza la cantidad de hectáreas plantadas con más de 43.000. Y si bien la Torrontés es la única uva nativa, el Malbec se distribuyó en todas las regiones obteniendo excelentes resultados.

El 24 de noviembre se celebra el Día del Vino Argentino porque esa fecha en 2010 se declaró por decreto al vino como bebida nacional. Luego, en el año 2013, el Congreso de la Nación aprobó por unanimidad la Ley N° 26.870 que terminó de establecer dicha declaración.

La ley estableció:

  • Difundir las características culturales que implique la producción, elaboración y consumo del vino argentino y sus tradiciones.
  • Promover la imagen e isologo del vino argentino en todo tipo de eventos oficiales en el país y en el exterior.
  • Establecer que el isologo del vino argentino bebida nacional o su texto equivalente sea incorporado en la etiqueta del vino de producción nacional.
  • Promover el desarrollo de las economías regionales a partir de acciones relacionadas con actividades de servicios vinculadas al sector vitivinícola.
  • Asegurar la presencia del vino argentino en eventos oficiales del cuerpo diplomático y consular.
  • Promover los estudios y organizaciones tendientes a la definición de las distintas regiones y subregiones vitivinícolas de cada provincia.