El estrés puede generar canas, según un reciente estudio

Investigaciones confirmaron que el estrés podría ser el causante de las canas en el cabello.

El estrés puede generar canas, según un reciente estudioInvestigaciones confirmaron que el estrés podría ser el causante de las canas en el cabello.

Todos saben que según la historia de María Antonieta, justo antes de que le cortaran la cabeza en 1973, su pelo perdió color y pasó a verse completamente blanco. Si bien no se sabía con certeza el por qué de este mito, recientes estudios confirmaron que el estrés puede hacer que aparezcan canas en el cabello de forma prematura.

Además, esta información con respecto al nacimiento de las canas fue adquirida por medio de un estudio de la Universidad de Columbia publicado en la revista eLife, que asegura que si se elimina la fuente que estresa a la persona, el cabello puede recuperar su color de siempre.

“Por décadas tratamos de entender la influencia del estrés en el proceso de la aparición de canas, yeste es el primer estudio que demuestra una clara conexión entre el estrés psicológico y el cabello blanco”, le explicó a BBC Mundo Martin Picard, un profesor de medicina del comportamiento del Vagellos College de Médicos y Cirujanos de la Universidad de Columbia, y coautor de la investigación.

El equipo que llevó adelante el estudio logró demostrar que hay una relación directa entre ambos factores, y partiendo de ese mismo dato es posible encontrar una forma de revertirlo y devolver al cabello el color que lo caracteriza sin perder ningún tipo de pigmentación.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores decidieron analizar cabellos individualmente de distintas partes del cuerpo en un grupo de 14 voluntarios de distintas edades, quienes además debieron detallar el estrés al que se sometían durante la semana. Así, descubrieron que, entre los participantes más jóvenes, cuando desaparecía el estrés, el cabello recuperaba su color.

Uno de los ejemplos que más llamó la atención de los investigadores fue el de un hombre que recuperó el color de cinco de las hebras analizadas tras pasar dos semanas de vacaciones.