La trágica historia del “príncipe durmiente”: está en coma hace 16 años

El joven de ahora 34 años es conocido como el “príncipe durmiente”, debido a que está en estado de coma hace 16 años.

La trágica historia del “príncipe durmiente”: está en coma hace 16 añosEl “príncipe durmiente” lleva en coma hace 16 años.

La vida de Al Walid bin Jalid bin Talal al Saud cambió totalmente en el 2005, cuando teniendo 18 años tuvo un grave accidente. Su estado de salud fue totalmente grave, y si bien su familia tiene muchas esperanzas de una recuperación, lleva 16 años en coma y es conocido como el “príncipe durmiente”.

Cuando el joven tenía 18 años tuvo un accidente automovilístico en Londres. Pasó 10 años en coma, hospitalizado con el diagnostico de muerte cerebral y luego fue trasladado a la casa familiar, donde se instaló todo lo necesario para su cuidado y allí permanece.

La trágica historia del “príncipe durmiente”: está en coma hace 16 añosEl “príncipe durmiente”

Desde los primeros años que se conoció su situación es llamado el “príncipe durmiente”, debido a que su familia es miembro de la realeza siendo que su padre es el príncipe Khaled bin Talal de Arabia Saudita.

Y fue el padre del joven quien decidió que su hijo siga conectado a los aparatos que lo mantienen con vida ya que desde el entorno familiar aseguran que “Dios es capaz de devolverle la vida”, indicaron a el diario El Mundo. Y en el 2020 mediante las redes sociales compartieron un video donde se puede ver que Al Walid bin Jalid bin Talal al Saud realiza un movimiento de su cabeza, aparentemente voluntario.

Por ello, sus esperanzas de la recuperación están intactas. Lo cierto es que se trata de una familia muy reconocida siendo que además de pertenecer a la realeza se estima que tienen una riqueza de 17.000 millones de dólares.

La trágica historia del “príncipe durmiente”: está en coma hace 16 añosEl “príncipe durmiente” en coma.

Pero también, Khaled bin Talal estuvo en el ojo de la tormenta luego de ser apresado en el 2017 tras rechazar “la decisión real de despojar a la polémica policía religiosa de potestad para firmar arrestos”, mostrando su oposición a los manejos actuales de las políticas de Arabia Saudita.

Y no son los únicos hechos que marcaron a la familia real sino días atrás, Mohamed otro hijo del príncipe tuvo un accidente similar al de su hermano y está en proceso de recuperación, aunque no se indicó cómo es su estado de salud.

Lo cierto es que el “príncipe durmiente” sigue en estado de coma pero su familia sigue esperando su recuperación, siendo que al movimiento de cabeza que captaron en un video se sumó que movió los dedos de su mano derecha, ante la presencia de su tía, la princesa Noura Bin Talal Bin Abdel Aziz.

Claro que estos movimiento pueden generarse debido a una reacción nerviosa involuntaria, que puede suceder en estos caso. Pero la familia del joven no pierde las esperanzas de que él vuelva a ser como antes.