Por qué los gatos se acercan al rostro de las personas

Enterate las razones por las que los gatos realizan este gesto tan particular con el rostro de los humanos.

Por qué los gatos se acercan al rostro de las personasLos gatos son la segunda mascota más popular

Si te gustan los gatos, este dato te va a interesar. Todos los animales domésticos están determinados por su genética e instinto, pero también su personalidad depende de la forma en que sus dueños los crían.

Lo cierto es que los gatos se encuentran entre los animales más populares como mascota y también son uno de las especies más complejas. De hecho, aún en la actualidad hay muchas cualidades que quedan por descubrir de estos animalitos.

Pero todo aquel que tenga un gato como mascota sabrá que son animales extremadamente compañeros y cuidas. Es a partir de la convivencia que tiene el ser humano con el animal donde se pueden descubrir sus comportamientos más curiosos.

Los gatos son apasionados por esconderse, ya sea en cajas, abajo de la cama o dentro de los placares. Cuando están en compañía de un humano, suelen frotarse con los tobillos o acercarse a su cara.

Entre las principales causas de esta conducta se encuentra el funcionamiento de las glándulas odoríferas que tienen estos animales, ubicadas en varias zonas de la cara y la cabeza, las cuales se encargan de liberar unas feromonas.

Según los especialistas, el olfato es el sentido más desarrollado de los gatos, por lo que se convierte en la mejor herramienta para intercambiar información con el humano.

La feromona es una sustancia aromática con la que los gatos marcan su territorio y señalan cuáles son las personas de su entorno familiar. Cabe destacar que, estas mascotas no realizan estas prácticas con cualquier persona.

De hecho, cuando se acercan a uno de los miembros de la familia a la que pertenecen lo hacen como símbolo de demostración de que formamos parte de ese entorno en el que se sienten cómodos. Esta es una buena forma que tiene en felino de marcar la cancha e indicarnos que “somos suyos”.

Por otro lado, cuando el gato lame la cara de su duelo lo hace como una acción de socialización.

Siempre que tu gato se acerque a vos, es importante que el vínculo sea recíproco y le respondas con caricias.