Un niño con autismo no pudo subir a un avión

761

American Airlines no permitió a una familia de siete miembros acceder al avión en el que tenían previsto realizar un vuelo entre las ciudades estadounidenses de Dallas y Kansas City después de que uno de los hijos, un niño de cinco años con autismo, tuviera una crisis poco antes del embarque, publicó la web del diario español El País.

Según ha declarado a NBC 5 Heather Halkuff, la madre del niño, una empleada de la compañía argumentó que su hijo no podía acceder al avión porque iba a molestar a otros pasajeros y si se sentía mal durante el vuelo obligaría a regresar al aeropuerto.

Dos de los cinco hijos de la familia Halkuff, todos menores de 16 años, padecen autismo. Los padres pidieron a American Airlines información sobre sus programas para familiarizar a los niños con los aviones y evitar problemas a bordo. Pero poco antes del embarque, Milo sufrió una crisis.

La empleada mantuvo el criterio de impedir su acceso para evitar molestias al pasaje y los obligara a cambiar de ruta.