Un bebé gigante llegó al mundo pesando siete kilos

231

Estados unidos. En Texas, Estados Unidos, nació uno de los bebés más grandes del mundo: Ali James Medlock pesó 15 libras, lo que equivale a casi 7 kilos, el doble del peso promedio de un recién nacido, y midió 54 centímetros.

Ali nació en el Arlington Memorial Hospital de Texas y sus papás, Jennifer y Eric Medlock, ya sabían que iba a ser más grande de lo normal porque su primera hija, Annabelle, nació con 9 libras, es decir, más de cuatro kilos. “Yo estaba como ‘no lo puedo creer, no creo ni siquiera que exista algún otro casi similar”, explicó la madre cuando se enteró de cuánto iba a pesar su segundo hijo.

El bebé nació por cesárea y Jennifer, quien es profesora de música al igual que su marido, contó que fue un embarazo muy saludable. Sin embargo, después de parir, pasó una semana internada en observación porque su nivel de azúcar en sangre y sus plaquetas eran muy bajas: “No me importa lo grande que es mi hijo, estoy muy bendecida”.

Cuando los padres se enteraron de que iban a tener un segundo hijo fue una gran emoción para ellos, ya que Jennifer tiene el síndrome de ovario poliquístico severo (SOPQ). Esta enfermedad hace que las mujeres tengan niveles muy elevados de hormonas y se pueden presentar muchos problemas, como irregularidades menstruales, infertilidad, problemas en la piel y aumento de quistes en los ovarios.

En el caso de Annabelle, de 2 años, ella nació a través de la ayuda de tratamientos de fertilidad y los médicos le dijeron que había pocas posibilidades de que quedara embarazada: “Lo intentamos igual y rezamos. En nuestro último tratamiento dijeron que mi folículo se convertiría en un quiste. Estaban equivocados, se convirtió en ella”, comentó la mujer.

La familia no iba a perder la esperanza de agrandar la familia y cuando se estaba preparando para comenzar el proceso nuevamente se enteraron de que estaban esperando a Ali: “Me encanta demostrar que a veces la gente se puede equivocar”.

De acuerdo con el Libro de los Récords Guinness, el bebé más grande nació con 10,7 kilos, en 1879, en Canadá, pero murió 11 horas después de nacer.

Yo estaba como ‘no lo puedo creer, no creo ni siquiera que exista algún otro casi similar‘. Estoy bendecida”. Jennifer Medlock. Madre de Ali James.

Contuvieron un nacimiento para que fuera en 2019

En un caso de violencia obstétrica, un grupo de médicos, parteras, enfermeros y asistentes de un hospital guatemalteco, todos con sus teléfonos móviles en mano, manipularon el momento del nacimiento de una niña para que coincidiera con el Año Nuevo. Mientras los profesionales hacían el conteo para que coincidieran ambos sucesos, la madre sufría acostada en la camilla del quirófano.

El hecho ocurrió en la sala de maternidad del Hospital Roosevelt, en la ciudad de Guatemala, y el video se hizo viral en las redes sociales, donde la mayoría de los comentarios mostraron la reprobación y se indignaron con la postura de los médicos ante la situación.