Seis pasos para desinfectar correctamente dispositivos tecnológicos

Seis pasos para desinfectar correctamente dispositivos tecnológicos

Sabiendo la rapidez con la que evoluciona la situación del COVID-19 y la relevancia que tiene lavarse bien las manos, la limpieza de dispositivos tecnológicos que se utilizan a diario cobra también una gran importancia. Te compartimos 6 pasos para desinfectarlos de manera adecuada:

1. Independiente de cuál sea el dispositivo, lo primero que se debe hacer es apagarlo, y en caso de que sea necesaria una conexión a tomacorriente, desconectarlo. 

2. Se debe verificar con el fabricante cuáles son los agentes de limpieza que se pueden utilizar. No todos los dispositivos están hechos de los mismos componentes; si se utilizan erróneamente, algunos agentes podrían perjudicar la apariencia y/o el funcionamiento de los mismos.

3. Utilizar paños o toallas para evitar el contacto directo entre el desinfectante y el dispositivo. Si no se sigue esta regla, el antiséptico puede incorporarse en partes internas de los equipos que, por lo general, son mucho más susceptibles a agentes externos.

4. La limpieza de teclas, botones, conectores es una de las tareas más difíciles durante el proceso de desinfección debido al trabajo minucioso necesario. Sin embargo, estos puntos de difícil acceso son cruciales porque tienen un alto riesgo de contaminación. Por esto, la recomendación es utilizar algodón para acceder más fácilmente y garantizar una desinfección completa. 

5. Después de la desinfección de cualquier dispositivo y especialmente de los equipos médicos, es muy importante dejarlos secar al aire libre y evitar la manipulación antes de que el desinfectante haya desaparecido de forma natural. En el caso de los dispositivos que necesitan algún tipo de ventilación, la recomendación es el uso de tubos de aire para asegurar una rápida absorción del agente de limpieza.

6. La persona que esté llevando a cabo la desinfección del dispositivo debe utilizar guantes descartables todo el tiempo y desecharlos una vez finalizada la limpieza; de esta manera, evita cualquier punto de re-contaminación.

Fuente: Zebra