Santander endurece su política de comisiones: cómo evitar que te las cobre

Santander endurece su política de comisiones: cómo evitar que te las cobre

La pandemia del covid-19 ha hecho mella en la banca comercial, que para salvar sus márgenes de beneficios ha apostado por cobrar comisiones a los clientes menos activos. Santander no es una excepción. Al igual que Caixabank y BBVA, la entidad dirigida por Ana Botín endurecerá los requisitos de vinculación a partir de este jueves, 5 de noviembre. Lo hará unificando en la cuenta Santander One las antiguas 1,2,3, Día a Día, Particulares, 81 y Estándar, entre otras.

De esta manera, la empresa simplificará su oferta de productos, pues además de la mencionada cuenta corriente sólo quedarían en pie la cuenta Smart para jóvenes, la cuenta Mini para niños y la cuenta Básica. Las nuevas comisiones afectarán únicamente a los clientes de la cuenta One. En el caso de los más vinculados, la nueva cuenta puede suponer un abaratamiento de las condiciones y llevar aparejadas ciertas ventajas a modo de fidelización, pero quienes sólo tengan ingresado un producto de ahorro o la nómina deberán pagar 10 euros al mes y quienes no tengan ni ingresos ni productos contratados, 20 euros.

 

Hasta ahora, la mayoría de cuentas corrientes requería domiciliar la nómina y tres recibos o bien contratar determinados productos financieros, pero ya no será suficiente. Únicamente se librarán de los cobros quienes reúnan las siguientes condiciones:

  • Tener domiciliada la nómina o la pensión, tres recibos y un producto de financiación (préstamo, hipoteca o ‘renting’).
  • Tener domiciliada la nómina o la pensión, tres recibos y un producto de ahorro (fondo de inversión, plan de pensiones o seguro de ahorro).
  • Tener domiciliada la nómina o la pensión, tres recibos y un producto de protección (seguro de hogar, auto, vida o accidentes).

El Santander asegura que la mayoría de clientes ya cumple con estos requisitos, por lo que seguirán manteniendo una cuenta libre de comisiones. Además, resalta que los clientes podrán disfrutar de beneficios como cuatro planes (One Viajes, One Atención VIP, One Pagos y Seguridad Digital) de tarifa fija mensual —tres euros para particulares y seis euros para empresas— que permitirá sacar dinero en cualquier cajero del mundo o efectuar transferencias internacionales de forma ilimitada. Asimismo, habrá nuevas gamas de seguros con primas desde 10 euros al mes.

Si no estás conforme, cambia de banco

Asociaciones de consumidores como Facua o la OCU han denunciado con insistencia la paulatina subida de comisiones en las principales entidades bancarias. Es una práctica totalmente legal, ya que estos productos no están soportados por un contrato con una duración definida y, por lo tanto, se pueden cambiar unilateralmente siempre y cuando se avise con dos meses de antelación. Por su parte, el cliente tiene el derecho a rescindir el contrato y cambiar de banco si no está conforme. Para ello, deberá seguir los siguientes pasos:

  1. Abrir una nueva cuenta en otra entidad. Una vez hecho, los usuarios pueden pedir un formulario de solicitud de traslado de cuenta de pago, que todas las entidades deben tener a disposición de sus clientes.
  2. El nuevo banco se ocupará de realizar todos los trámites para cambiar las órdenes de pago y para recibir los ingresos en la nueva cuenta.
  3. El antiguo banco deberá cancelar las órdenes permanentes que tuviera, transferir los saldos y proceder a la cancelación. Si aún quedan obligaciones pendientes, como el recibo mensual de la tarjeta de crédito, la cuenta permanecerá abierta hasta que culminen todos los pagos.