Ganó 95 millones de dólares en la lotería y se vistió de Darth Vader para ocultar su identidad

Ganó 95 millones de dólares en la lotería y se vistió de Darth Vader para ocultar su identidad

De inicial “W” y con un apellido muy común en Jamaica, “Brown”, el ganador del premio mayor de la lotería fue a retirarlo disfrazado de Darth Vader. No se sabe nada más de él, ya que para cuidar su identidad, el afortunado de conseguir USD 95 millones de dólares se aseguro ser muy discreto entre tanto dinero.

Según explicó el propio ganador de la lotería, ocultó su verdadera identidad porque nadie en su entorno, ni amigos ni familiares, sabe que él es quien se llevó el premio mayor. Brown afirmó a The Jamaica Gleaner que va a necesitar tiempo para saber qué va a hacer con tanto dinero. “Quiero decidir qué es lo mejor antes de gastar nada. Necesito decidir cuáles son mis metas, pero sé que quiero ser dueño de un autobús”, reveló el afortunado. Además de contar que tiene en sus planes contar con una linda casa.

Pese a que el azar lo hizo millonario, hay que destacar que el Darth Vader jamaicano tiene mucha perseverancia. Y es que los números con los que ganó son los mismo que lleva eligiendo durante los últimos 20 años. Muy emocionado contó: “La vida siempre ha sido muy dura. Vengo de una familia pobre, a veces no podía asistir a la escuela pero me dije a mí mismo que Dios me ayudaría algún día para que yo pudiera ayudar a mi familia”.

Según el propio Brown, se enteró de que ganó la lotería por televisión. “¡Anoté los números y vi que gané! Estaba emocionado y dije: ‘¡por fin lo tengo! Luego me duché y me fui a dormir’”.

Ganó 95 millones de dólares en la lotería y se vistió de Darth Vader para ocultar su identidad
Ganó 95 millones de dólares en la lotería y se vistió de Darth Vader para ocultar su identidad

Cabe remarcar que la decisión de disfrazarse no es original, se trata de casi es una tradición en Jamaica. Es más, hace dos años, otro hombre ganó otra súper lotería de Supreme Ventures y cuando fue a buscar su cheque de más de USD 180 millones, se cubrió la cara con una máscara de emoji sonriente.