Diez razones para comer cítricos a diario

Diez razones para comer cítricos a diario

Las limas, limones, mandarinas, naranjas, etc. son frutas cítricas, muy populares por su elevado contenido en vitamina C y su uso contra la gripe y el resfriado. Sin embargo, sus bondades van más allá.

1. Vitamina C

El ácido ascórbico es necesario en el cuerpo para formar el colágeno en los huesos, cartílagos, músculos y vasos sanguíneos. Además, ayudaría en la absorción del hierro y jugaría un papel importante en el funcionamiento del sistema inmunológico.

2. Contra el resfrío

Desde la década de los 40, numerosos estudios revisaron sus efectos y su rol en la prevención de las infecciones respiratorias. Si bien existe evidencia científica sobre los beneficios de la vitamina C para el resfrío y su efectividad en la disminución de la duración de los cuadros ha sido comprobada, no hay referencias sobre una capacidad preventiva.

3. Reducir el colesterol

La cáscaras de los cítricos, así como en el jugo de dichas frutas, contienen una sustancia llamada flavonas polimetoxilatados, capaz de reducir el colesterol “malo”. Además, no tendría efectos secundarios, como enfermedades hepáticas o debilidad muscular, que suelen provocar los medicamentos convencionales.

4. Hierro y anemia

Es un mineral necesario para la producción de células de todo el organismo. Los especialistas avalan que la vitamina C mejoraría la absorción de este compuesto, lo que resultaría útil para prevenir ciertas afecciones, como la anemia. Esta es una condición en la que la sangre no cuenta con suficientes glóbulos rojos sanos.

5. Infección urinaria

Son causadas por gérmenes, generalmente bacterias que ingresan a la uretra y luego a la vejiga. Según diferentes investigaciones, la vitamina C contenida en las frutas cítricas reduciría el riesgo de desarrollar este problema, especialmente durante el embarazo.

6. Aliados de la piel

Algunos cítricos serían opciones útiles para mejorar la salud de la piel, esto se debería a la capacidad astringente y antibacteriana del limón, las propiedades “antigrasas” de la lima, o el poder de las naranjas y mandarinas en el proceso de regeneración celular.

7. Antioxidantes naturales

Protegen la piel contra los rayos solares, combaten los radicales libres, y aumentan la cicatrización y producción de colágeno. Además, al ayudar a que las células no envejezcan prematuramente, el organismo evitaría enfermedades neurodegenerativas, como el Alzheimer.

8. Mejor sistema inmune

Estas frutas se mostraron ideales para luchar contra las infecciones, pues fortalecerían al sistema inmunológico y ayudarían a que las heridas cicatricen más rápido y no se infecten. Además, su alto contenido en vitamina C aumentaría la actividad inmunológica de los linfocitos y la producción de interferón, proteína que potencia las defensas del cuerpo.

9. Ricos en fibra

Podrían mejorar la absorción de nutrientes y la digestión, esto sería posible gracias a su gran contenido en fibra, que prevendría el estreñimiento al agregar volumen a las heces y mejorar los movimientos intestinales. También se asocia esta sustancia con un mejor control del peso.

10. Salud bucal

Las encías dolorosas o irritadas podrían dejar de ser un problema si se consume habitualmente cítricos. Esto se debería a que los ácidos de las frutas impedirían la proliferación de bacterias dañinas.