Desarrollarán el lavarropas más chiquito del mundo

43

La compañía australiana Scrubba consiguió el financiamiento necesario para comenzar su nuevo proyecto de lavarropas. Pero no cualquiera, sino el más chico del mundo. La empresa empezará a fabricarlo el mes que viene y lo llamará “Scrubba Mini”, que será la evolución de su antecesora lanzada en 2012, “Scrubba”, una simple bolsa que simplificó la vida de viajeros y apasionados del camping.

Pero este nuevo emprendimiento es, incluso, más chico aún, además de más liviano (pesa sólo 70 gramos). Permitirá en pocos minutos lavar ropa como medias, ropa interior o, incluso, una camiseta”. El desafío apunta a captar a los viajeros que sólo van con equipaje de mano y, justamente, el “Scrubba Mini” cabe en la palma de la mano.

¿Cómo funciona?

Hay que poner en el interior agua, jabón y la prenda, quitarle el aire a través de una válvula al cerrarla y luego frotarla durante 30 segundos contra el suelo o una mesa. Enjuagar, colgar y listo, la ropa queda limpia, lista para secarse y volver a usar… al igual que el mini lavarropas.