Redes: sólo uno de cada 10 niños respeta la restricción de edad

181

Niños que reciben salutaciones de cumpleaños que no coinciden con las fechas reales de su onomástico. Esa es apenas una de las posibles consecuencias del uso de datos apócrifos en los formularios de internet que exigen las redes sociales para crear un perfil.

Según un informe de la Defensoría de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes de la provincia de Córdoba, el ingreso de los más chicos a las redes sociales es precoz y, así como baja la edad en que se inician, aumentan los riesgos que existen dentro de la red.

De acuerdo con el relevamiento de la institución –que se hizo sobre una base de 600 casos de chicos y jóvenes de entre 7 y 18 años– , casi el 95 por ciento de los niños y adolescentes de Córdoba crearon su primer perfil en redes sociales antes de la edad que no sólo pide Facebook, sino también Insta-gram, una de las más populares entre los jóvenes.

En general, los requisitos de las plataformas de contenidos y contacto social incluyen una edad mínima de 13 años.

Según el relevamiento, el 61,8 por ciento comenzó a interactuar en estos sitios antes de los 10 años; el 18,3 por ciento, a los 11 años; el 13,8 por ciento, a los 12, y el 2,7 por ciento, a los 13. Un estudio de Unicef de 2014 señalaba que el 43 por ciento de los adolescentes encuestados había creado su cuenta antes de los 13 años. Cuatro años después, el número de la investigación local marca el doble.

El dato positivo de la encuesta de la Defensoría es el involucramiento de los padres, ya que el 84 por ciento de los niños consultados manifestó que habla con sus progenitores sobre el uso de la tecnología.

Formación

Para contribuir a la formación y al conocimiento de las políticas de seguridad en internet, en abril de 2017 la Defensoría comenzó un programa de Protección Digital dirigido a padres y a maestros. También realizaron talleres con niños, adolescentes y adultos en establecimientos educativos.

“Iniciamos la propuesta de navegación segura porque surgieron páginas en redes en las que se incitaba a chicos a subir fotos –una de ellas se llama ‘Para el amor no hay edad’–, y los docentes nos consultaron debido a que no sabían qué hacer”, explicó Amelia López, titular de la Defensoría. La funcionaria también citó el caso de una cuenta de la red social Twitter que “publicaba fotos de chicos y chicas menores de la ciudad de Córdoba”.

Según la encuesta, casi el 13 por ciento de los niños agrega a adultos desconocidos a sus redes.

De ese universo, el 36,8 por ciento, al contactarse con el extraño, dice que conversa sobre su estado de ánimo y sus sentimientos y el 11 por ciento habla de pactar un encuentro, lo cual aumenta su exposición y vulnerabilidad.

El resto, entre otras cosas, hablan de fútbol y de juegos.

“En muchos casos son los actos preparatorios del grooming (una práctica de engaño y abuso sexual en las redes contra niños y adolescentes) –dice López–. Adultos que se hacen amigos a través de las redes, a veces haciéndose pasar por menores, para luego pedir fotografías”.

Vulnerabilidad

“Con el material recogido, el groomer puede satisfacer sus necesidades o insertar el material en redes de pornografía infantil”, apuntó Daniela Dupuy, fiscal de Cibercrimen de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a este medio. Añadió que la edad de mayor vulnerabilidad se extiende entre los 8 y los 13 años, lo cual coincide con el criterio aplicado por los creadores de las redes sociales para definir un límite etario.

López, por su parte, afirma que, en función de la información que brindan los participantes en los talleres, “es muy fuerte el nivel de agresiones entre pares”.

El rol de la Defensoría  en la provincia

Tiene la función de garantizar los derechos de los niños.

Los interesados en contactarse con la Defensoría pueden hacerlo comunicándose al número de teléfono (0351) 428-8888 o personalmente en Rondeau 341.  Fuentes de la entidad señalaron que los roles de Senaf, Justicia y Defensoría suelen ser confundidos, lo cual muchas veces impide que se brinde solución a un problema que afecta a la población que protege.

Según enfatizaron desde la institución encabezada por Amelia López,  su función es de control y garantía de derechos humanos de los más pequeños.

Desde muy pequeños dedican horas a las redes

El acceso suele ser breve, pero también constante.

17% de los consultados admitieron que usan redes sociales más de cuatro horas al día, aunque ese lapso es difícil de contabilizar.

93,9%es el total de chicos menores de 13 años que abre un perfil en las plataformas de redes sociales, pese al requisito de edad mínima para registrarse. La buena noticia es que la mayoría de los padres siguen su participación en ese ámbito.