Cuáles son los saludos más extraños del mundo

69

Cuatro besos, chocar las narices o sacar la lengua son algunas de las tradiciones que pueden sorprender a los turistas

Cada país se caracteriza por costumbres determinadas y por lo tanto la cultura cumple el rol de identidad de una nación como también de sus integrantes. Entender y saber estas tradiciones puede ser fascinante pero si no se tienen en claro, resulta común recaer en un mal momento durante un periodo vacacional determinado.

En gran parte de América Latina, Europa y el Medio Oriente, es común dar un beso en la mejilla pero generalmente se trata de no hacer contacto. De todas formas, cada país, e incluso cada región dentro de un país, pueden tener sus propias costumbres. Por el contrario, gran parte del mundo árabe son obligatorios dos besos en la mejilla al aire pero siempre entre individuos del mismo sexo. Observar los saludos entre nativos, puede ser la clave para evitar errores de presentación.

Francia se caracteriza por su ortodoxia en materia de relaciones interpersonales, generalmente está prohibido el contacto de los labios con la mejilla. Una gran característica de este país es que el saludo varía según la ubicación en la que se encuentre uno en la nación, por ejemplo es posible esperar desde cuatro besos (en Nantes) hasta dos (en Toulouse) o uno solo (en Brest).

El saludo tradicional en la India se conoce con el nombre de “Namaste”. Esta palabra tienen un significado muy especial cuya traducción es “lo que es divino en mí saluda a lo que es divino en ti”. Consiste en la unión de las palmas de las manos al igual cuando se reza y se inclina la cabeza.

Otra tradición interesantes es que dicha región, respeta mucho a la gente mayor, entiende que se trata de sabiduría y conocimiento. Por lo tanto el saludo a acianos, conocido como Pranama, se caracteriza por agacharse y tocar los pies como símbolo de respeto.

Si las vacaciones son en el Tibet, observar a oriundos sacar la lengua es moneda corriente. No es símbolo de burla sino que es su tradición de saludo. Este accionar, simboliza que nunca se pronunciarán cosas negativas de esa persona. La historia de este saludo, provine de existencia del emperador anti-budista Lang Darma que vivió en el siglo IX, de quién se dice, tenía la lengua negra. Con el fin de demostrar a los demás que no se habían reencarnado en tal divinidad, los tíbetanos muestran su lengua de manera natural y cotidiana.

Los besos también tienen su protocolo. Por ejemplo en Portugal, generalmente se besa de izquierda a derecha, pero en oposición la región de Estrasburgo, Francia, la tradición dice que es de derecha a izquierda.

En Europa del Norte un fuerte apretón de manos simboliza no solo fraternidad y afecto sino también firmeza y seguridad en la presentación. Cuando existe una amistad más estrecha el beso es permitido. En varios países de esta zona, una tradición clásica consiste en que al estrecharse las manos en la entrada de una casa, es necesario esperar que ambos estén del mismo lado de la puerta.

En cambio los nativos de la Costa de Oro, acostumbraban dejar caer la toga que les cubría, dejando descubierta la espalda para demostrar confianza a la persona que consideraban incapaz de una traición.